Comparte
Ver el tema anteriorIr abajoVer el tema siguiente
avatar
Hiroshi Mashiba ~
Jounnin
Jounnin
Mensajes : 21
Reputación : 0

Nimpo Memories - Afiliación normal.

el Sáb Jun 30, 2012 4:04 pm
• Su foro esta afiliado en el portal :3
»Nombre del foro: Nimpo Memories
»Link del foro: http://nimpo-memories.forosactivos.es/
»Descripción del foro: Foro de shinobbis con base en la serie de naruto. Trama y sistema creados por un administrador del foro al igual que el diseño. Actualmente en proceso de revivir. La trama del foro sera dejada a continuación:
Spoiler:
Historia Del Foro ~

La cuarta gran guerra ninja había dado comienzo. Un rotundo comienzo en verdad, ajusticiando miles de jóvenes desafortunados en cuestión de minutos. Shinobis de distintos ideales se lucían con altivez en el campo de batalla, llevando el filo de su katana contra el cuello de uno y de otro con facilidad, dándole un tinte sangriento al panorama, y a la vez, un soberano olor a sangre mezclada con el frío acero de su hoja sedienta. Gritos de desesperación acallados ni más ni menos que por la propia muerte, muriendo así como salvajes héroes en combate. Fue entonces cuando casi se perdió todo. Esperanza, sueños, sacrificio, de un instante a otro, la guerra se veía ya casi concluida. Cuando un shinobi de grandes habilidades apareció en el escenario, despellejando cadáveres enemigos con gracia y dignidad. No obstante, aquellos actos no fueron el pilar de la victoria, lo que realmente llevó a ganar aquella guerra, fue la motivación que provocó en los demás guerreros que, impulsados al ver la valentía del joven consiguieron un rotundo éxito.

Tras aquel período de caos, todo cesó. Los pocos sobrevivientes de la guerra marcharon a su villa con objeto de restablecer el orden, esta vez dormidos en los laureles y argumentados como los salvadores del mundo. Estaba demás decir que su poder militar era escaso, o nulo quizá, ¿pero qué importaba? Habían conseguido ya la paz, sin conflicto existente entre las grandes naciones. Sin embargo detrás de esta historia fantástica, ciertas personas no hallaban la paz ni en lo más recóndito de su ser. Coexistían entre sí ansiosos de venganza. No eran reconocidos siquiera siendo los más grandes héroes de esta batalla. Los verdaderos hombres que dieron la cara, y que encima eran reprimidos por las grandes naciones. No señor. Poco a poco tomaron conciencia de lo oportunistas que podían llegar a ser. Por fin una hoja escrita en honor a su nombre, cambiarían la historia. Estaba decidido.

Una unión clandestina se concibió bajo el nombre de los caídos en combate, representándolos. Fue así, que una tras otra, todas las grandes naciones fueron arrasadas desmedidamente por su fuerza bárbara. Prácticamente, eran inútiles ante su furia y agilidad, impulsados por el deseo de venganza. Nunca se supo si fue del todo un genocidio, jamás tuvieron la certeza ni la tendrán, sin embargo yacen felices sabiendo que su objeto principal fue conseguido. Yukigakure ocupaba el nombre de Kirigakure, Kemurigakure el de Konoha, Kusagakure el de la seca Iwa, y la recientemente concebida Sakuragakure el de la aldea del rayo, nacida de la unión de la aldea del té y la aldea de la luna.

Diez largos años transcurrieron desde el cambio de roles, tiempo en el que se agotaba la momentánea paz, y daba comienzo a una nueva confrontación. La incertidumbre por quien era el más apto para dominar crecía, provocando múltiples roces entre sus relaciones. Llegó tal punto en el que se convocó a las nuevas cuatro grandes naciones ninja a una reunión. Rápidamente el primer Sakurakage, la segunda Kemurikage, el tercer Yukikage y el cuarto Kusakage tomaron cartas en el asunto, cada quien con su válido argumento para gobernar a las demás. La discusión lentamente fue tornándose cada vez más peliaguda, primero comenzó con gestos de fastidio. Luego, elevando el tono de voz, vociferando todos al unísono. Y por último concluyendo con un múltiple choque de habilidades.

Agotados, la reunión se dio por terminada y sin palabra alguna, se acordó en acciones que cada aldea sería independiente de otra. De esta manera cada cual forjó su propio camino y desde aquel entonces no cruzaron palabras. Todas mantuvieron su localización, a excepción de Sakuragakure que migró desde el país del té hacia la isla de la luna. Tal vez, solo tal vez, su ignorancia les juegue en absoluta contra, teniendo que dejar el orgullo de lado y unir fuerzas para combatir una futura amenaza que nunca se hubiesen imaginado.

»Banner del foro:


Código:
<a href="http://nimpo-memories.forosactivos.es"><img src="http://illiweb.com/fa/pbucket.gif"></a>



Narro - Hablo - Pienso

Web Master
NPC
NPC
Mensajes : 1216
Reputación : 22
http://www.narutoapocalipsis.com

Re: Nimpo Memories - Afiliación normal.

el Dom Jul 01, 2012 6:47 am
Undertaker ~ escribió:• Su foro esta afiliado en el portal :3
»Nombre del foro: Nimpo Memories
»Link del foro: http://nimpo-memories.forosactivos.es/
»Descripción del foro: Foro de shinobbis con base en la serie de naruto. Trama y sistema creados por un administrador del foro al igual que el diseño. Actualmente en proceso de revivir. La trama del foro sera dejada a continuación:
Spoiler:
Historia Del Foro ~

La cuarta gran guerra ninja había dado comienzo. Un rotundo comienzo en verdad, ajusticiando miles de jóvenes desafortunados en cuestión de minutos. Shinobis de distintos ideales se lucían con altivez en el campo de batalla, llevando el filo de su katana contra el cuello de uno y de otro con facilidad, dándole un tinte sangriento al panorama, y a la vez, un soberano olor a sangre mezclada con el frío acero de su hoja sedienta. Gritos de desesperación acallados ni más ni menos que por la propia muerte, muriendo así como salvajes héroes en combate. Fue entonces cuando casi se perdió todo. Esperanza, sueños, sacrificio, de un instante a otro, la guerra se veía ya casi concluida. Cuando un shinobi de grandes habilidades apareció en el escenario, despellejando cadáveres enemigos con gracia y dignidad. No obstante, aquellos actos no fueron el pilar de la victoria, lo que realmente llevó a ganar aquella guerra, fue la motivación que provocó en los demás guerreros que, impulsados al ver la valentía del joven consiguieron un rotundo éxito.

Tras aquel período de caos, todo cesó. Los pocos sobrevivientes de la guerra marcharon a su villa con objeto de restablecer el orden, esta vez dormidos en los laureles y argumentados como los salvadores del mundo. Estaba demás decir que su poder militar era escaso, o nulo quizá, ¿pero qué importaba? Habían conseguido ya la paz, sin conflicto existente entre las grandes naciones. Sin embargo detrás de esta historia fantástica, ciertas personas no hallaban la paz ni en lo más recóndito de su ser. Coexistían entre sí ansiosos de venganza. No eran reconocidos siquiera siendo los más grandes héroes de esta batalla. Los verdaderos hombres que dieron la cara, y que encima eran reprimidos por las grandes naciones. No señor. Poco a poco tomaron conciencia de lo oportunistas que podían llegar a ser. Por fin una hoja escrita en honor a su nombre, cambiarían la historia. Estaba decidido.

Una unión clandestina se concibió bajo el nombre de los caídos en combate, representándolos. Fue así, que una tras otra, todas las grandes naciones fueron arrasadas desmedidamente por su fuerza bárbara. Prácticamente, eran inútiles ante su furia y agilidad, impulsados por el deseo de venganza. Nunca se supo si fue del todo un genocidio, jamás tuvieron la certeza ni la tendrán, sin embargo yacen felices sabiendo que su objeto principal fue conseguido. Yukigakure ocupaba el nombre de Kirigakure, Kemurigakure el de Konoha, Kusagakure el de la seca Iwa, y la recientemente concebida Sakuragakure el de la aldea del rayo, nacida de la unión de la aldea del té y la aldea de la luna.

Diez largos años transcurrieron desde el cambio de roles, tiempo en el que se agotaba la momentánea paz, y daba comienzo a una nueva confrontación. La incertidumbre por quien era el más apto para dominar crecía, provocando múltiples roces entre sus relaciones. Llegó tal punto en el que se convocó a las nuevas cuatro grandes naciones ninja a una reunión. Rápidamente el primer Sakurakage, la segunda Kemurikage, el tercer Yukikage y el cuarto Kusakage tomaron cartas en el asunto, cada quien con su válido argumento para gobernar a las demás. La discusión lentamente fue tornándose cada vez más peliaguda, primero comenzó con gestos de fastidio. Luego, elevando el tono de voz, vociferando todos al unísono. Y por último concluyendo con un múltiple choque de habilidades.

Agotados, la reunión se dio por terminada y sin palabra alguna, se acordó en acciones que cada aldea sería independiente de otra. De esta manera cada cual forjó su propio camino y desde aquel entonces no cruzaron palabras. Todas mantuvieron su localización, a excepción de Sakuragakure que migró desde el país del té hacia la isla de la luna. Tal vez, solo tal vez, su ignorancia les juegue en absoluta contra, teniendo que dejar el orgullo de lado y unir fuerzas para combatir una futura amenaza que nunca se hubiesen imaginado.

»Banner del foro:


Código:
<a href="http://nimpo-memories.forosactivos.es"><img src="http://illiweb.com/fa/pbucket.gif"></a>
Afiliación Aceptada.
Ver el tema anteriorVolver arribaVer el tema siguiente
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.